Martes 06/12/2016. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

España

Don Felipe marca tendencia con su portada en "GQ" y somete su persona a 'juicio público'

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La revista "GQ" se ha jugado el todo por el todo y para su edición de enero ha sometido a un "juicio público" a don Felipe de Borbón. A través de un extenso reportaje, en el que califica al primero en la línea de sucesión de "hombre del año", la conocida publicación ahonda en el futuro monárquico del futuro Felipe VI y pregunta a personajes de relevancia pública o social qué opinión tienen de él. Hay comentarios para todos los gustos sobre su persona y su trabajo. No faltan algunos abiertamente críticos. Un acierto.

La revista "GQ" se ha jugado el todo por el todo y para su edición de enero ha sometido a un "juicio público" a don Felipe de Borbón. A través de un extenso reportaje, en el que califica al primero en la línea de sucesión de "hombre del año", la conocida publicación ahonda en el futuro monárquico del futuro Felipe VI y pregunta a personajes de relevancia pública o social qué opinión tienen de él.

Luis María Ansón, Fernando Savater, Ferran Adriá, Antonio Muñoz Molina o Fernando Rayón, director de MC, son algunos de los nombres que vierten sus ideas sobre cómo evolucionará la Monarquía gracias al actual Príncipe de Asturias, e incluso destacan los retos a los que se tendrá que enfrentar o algunos de los aspectos de su marcada personalidad.

Ansón, por ejemplo, subraya que "será un Rey de España de su tiempo, acompañado por una mujer extraordinaria", y otros como Savater lo tildan de "inteligente, discreto, serio" y "de proximidad atractiva y cálida", algo que ya se intuye en la magnífica e inusual portada -el Príncipe parece un actor de Hollywood- de la revista masculina.

Las declaraciones más incendiarias las protagoniza Jaime Peñafiel, quien ha reconocido a la publicación que "Felipe de Borbón y Grecia no tiene un gran carisma ni una sólida formación académica", además de adelantar que "será difícil" que a la muerte del Rey los juancarlistas "se conviertan súbitamente en felipistas". Tampoco doña Letizia parece ser del agrado de Peñafiel: "La boda del Príncipe con Letizia Ortiz tampoco ayudará en ningún sentido. Como muy bien dice Joaquín Sabina: 'Letizia es el camino más corto para llegar a la República'".