Jueves 19/10/2017. Actualizado 18:50h

·Publicidad·

Suecia

También acudió su hija Leonor

Magdalena de Suecia recrea en el Palacio Real un cuento de hadas para niños enfermos

Todos los invitados se vistieron de gala y disfrutaron de un paseo en limusina hasta llegar al complejo

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La princesa invitó a doce niños enfermos al Palacio Real de Estocolmo para que disfrutasen de un ‘cuento de hadas’. Todos los invitados fueron vestidos con sus mejores galas y disfrutaron de una merienda con doña Magdalena.

Princesa Magdalena durante el evento. Princesa Magdalena durante el evento.

Vestidos vaporosos, tiaras, meriendas en salones reales y princesas. Así fue el día de los 12 niños a los que doña Magdalena invitó al Palacio Real de Estocolmo. De edades comprendidas entre los cinco hasta los ocho años disfrutaron de un día siendo príncipes y princesas.

Cada uno de los pequeños que asistieron pudieron disfrutaron de un paseo en limusina desde su hotel hasta el interior del patio real. Además, a su llegada estaba preparado uno de los salones con cuatro mesas y los candelabros encendidos.

La princesa había preparado para cada uno de los niños zumo y una tarta rosa con una corona dorada dibujada encima. Mientras disfrutaban de la merienda, los niños contaron con la presencia de doña Magdalena, tiempo que aprovecharon para preguntarle todo tipo de cosas, como por ejemplo si montaba en bicicleta.

Después de la merienda, los niños disfrutaron de multitud de actividades entre las que se encontraba un espectáculo de magia. Horas más tarde volvieron al hotel con presentes de parte de la princesa Magdalena y habiendo pasado un día entre la realeza.

La princesa escogió un vestido de pedrería en color azul para la ocasión, un traje que ya había lucido para la ceremonia del Premio Nobel el pasado diciembre. Sin duda todo un detalle para reproducir al máximo cualquier recepción que tenga en la agenda. Además, se colocó en el pelo una tiara para que ‘el cuento de hadas’ no tuviese ningún fallo.

Su hija, la princesa Leonor –recién cumplidos los dos años- no quiso perderse el encuentro con el resto de niños. Escogió un traje rosa y posó muy sonriente para los fotógrafos durante toda la merienda.

La organización que ha llevado a cabo este pequeño cuento de hadas para los niños enfermos junto con la princesa ha sido ‘My Special Day’ (Mi día especial). Se trata de una fundación sueca que se mantiene gracias a las donaciones y de la que la princesa Magdalena es miembro de honor.

Su función es la de hacer realidad los sueños de niños enfermos de los hospitales del país. No importa que sueñen con el ‘zapato de cristal’ con ver el lanzamiento de un cohete o con ir a un concierto de pop, todos los deseos tienen cabida.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·