Martes 12/12/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Reino Unido

Kate Middleton recibe una carta de una asociación ecologista: protestan por los 250 faisanes que Guillermo regaló a Harry y le piden que interceda para que su marido abandone la caza

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La duquesa de Cambridge ha recibido una carta de la asociación PETA, dedicada al tratamiento ético de los animales. El texto, dirigido directamente a Kate Middleton, pide que la monarquía británica dé ejemplo abandonando esta tradición.

La asociación PETA ha decidido enviar esta carta tras recibir los últimos informes sobre las actividades de caza del príncipe Guillermo de Inglaterra. El heredero, aficionado a este deporte desde la infancia regaló 250 faisanes, patos y perdices a su hermano menos para celebrar su 27 cumpleaños.

Ingrid Newkirk, portavoz y presidenta de PETA ha filtrado a la prensa el contenido de la carta. En ella se pedía a la duquesa de Cambridge que "utilice su influencia sobre el príncipe para que él reconsidere lo apropiado de su regalo".

Continúa diciendo que Kate Middleton está "en una posición única y privilegiada para hacer que la gente deje de ignorar el sufrimiento y de matar por diversión "y reitera la necesidad de que "la monarquía esté en sintonía con los animales".

Kate Middleton no se ha pronunciado al respecto, pero los medios británicos están muy pendientes de su reacción. Por un lado muchos expertos considerarían correcto que la joven se declarase cercana al movimiento social contra la crueldad con los animales.

Por otro lado la caza deportiva de aves es una tradición de siglos, especialmente entre la realeza y uno de los momentos más significativos en su relación con el príncipe Guillermo tuvo lugar en un coto de caza.

En 2007 Kate Middleton conocía al príncipe Carlos y a Camila durante una jornada de caza en el castillo de Balmoral. Los periódicos alagaban a la joven por sus esfuerzos en aprender el deporte de la caza de ciervos, que practica el príncipe de Gales y lo entendían como una muestra de integración en la familia real.

Sin embargo no es la primera vez que la familia real británica recibe peticiones de este tipo, ya que en 2003 la cantante Pink pedía al príncipe Guillermo mediante un comunicado que olvidase su afición por la caza de aves".

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·