Martes 19/06/2018. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Reino Unido

El 19 de mayo en Windsor

Ni Obama ni Trump irán a la boda del príncipe Harry

La pareja real quiere "evitar un roce diplomático" en su enlace matrimonial

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Ya estaba confirmado que el príncipe Harry tomó la decisión de que Obama no fuera a su boda por respeto al actual presidente de EEUU, Donald Trump. El hecho de que coincidieran en el enlace terminaría en un “escándalo diplomático”. Pero ahora la pareja ha decidido que Trump tampoco asistirá. Quieren una ceremonia solo con amigos y familiares. 

Barack Obama y el príncipe Harry charlan durante un partido en los Juegos Invictus 2017 en Toronto Barack Obama y el príncipe Harry charlan durante un partido en los Juegos Invictus 2017 en Toronto

Quedan tan solo 100 días para la boda real entre el príncipe Harry y Meghan Markle. Una pareja que ha roto con muchas de las etiquetas reales y cuyo enlace matrimonial está poniendo nerviosos a la administración de la primera ministra,  Theresa May. 

Desde hace unos días se supo que la primera ministra británica pidió a la pareja real que no hicieran enfurecer a Donald Trump, ya que el mandatario no oculta su desagrado por el expresidente de los Estados Unidos, Barack Obama, y el hecho de invitarlos y que coincidan en la boda, podría significar un desaire al republicano que seguramente terminaría en un “escándalo diplomático”.

Lo cierto es que lla futura pareja quería que Barack y Michelle Obama estuviesen en su gran día. Sin embargo, el Daily Mail citó a una fuente cercana a la pareja, quien confirmó que ni Trump ni Obama serán invitados a la boda que se realizará el próximo 19 de mayo en Windsor, porque la fiesta será “solo para amigos y familiares, no un evento oficial de Estado".

En relación a los preparativos de esta boda real, el Gobierno solo tiene un papel consultivo en su organización. La lista de invitados es elaborada en su totalidad por el Palacio de Buckingham en lugar del Departamento de Cultura, Medios de Comunicación y Deporte, que preside tanto eventos nacionales como funerales estatales.

Cabe destacar la realción de la pareja con ambos: el príncipe Harry entabló una buena amistad con los Obama, mientras que Meghan hizo comentarios despectivos sobre Trump durante su campaña electoral en 2016.
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·