Lunes 16/07/2018. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Reino Unido

La operación se reveló hace un año

“El puente de Londres se ha caído”: Reino Unido ensaya el anuncio de la muerte de Isabel II

Se llevó a cabo poco después de que la soberana no acudiera a un servicio religioso en la catedral de San Pablo de Londres por sentirse "indispuesta"

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El pasado 28 de junio, los ministros británicos celebraron una reunión para discutir el plan de acción en caso de la muerte de la reina Isabel II. No es la primera vez que se llevan a cabo reuniones para actualizar el plan conocido bajo el nombre de London Bridge (Puente de Londres), pero esta última fue distinta.

La reina de Inglaterra, Isabel II La reina de Inglaterra, Isabel II MonarquiaConfidencial

Hace poco más de un año  el periódico Daily Mail reveló la “Operación Orbe Dorado”: el nombre en clave que designa los preparativos que llevan a cabo los miembros de una comisión de autoridades y aristócratas del Reino Unido, liderados por el duque de Norfolk, para la sucesión en la corona británica.

Ahora lo han puesto en prática. Este pasado 28 de junio fue la primer vez que diferentes ministros se reúnen en la misma habitación debido a este motivo. El ejercicio "sin precedentes" fue presidido por el número dos del gabinete del Gobierno británico, David Lidington.

También estuvieron el ministro del interior, Sajid Javid, la líder del Partido Conservador en la Cámara de los Comunes, Andrea Leadsom, y el ministro para Escocia, David Mundell.

En el transcurso de la reunión se decidió cuando la primera ministra del Reino Unido, Theresa May, dará discursos públicos. También se estudiaron los planes para convocar a los 600 miembros del Consejo Privado en el palacio de Buckingham para sellar la adhesión del nuevo rey.

El ensayo se llevó a cabo poco después de que la soberana no acudiera a un servicio religioso en la catedral de San Pablo de Londres por sentirse "indispuesta". 

Aunque se informó que el encuentro de los ministros no estuvo relacionado con el estado de salud de la reina de 92 años, un ministro destacó que con el proceso de envejecimiento las cosas tomaron un nuevo nivel.

En el caso de defunción de Isabel II, el primero en la línea de sucesión sería su hijo mayor, el príncipe Carlos de Inglaterra, seguido de su hijo Guillermo.

El cuerpo de la reina permanecería en Westminster Hall durante cinco días y se declararían diez días de luto. Poco después está previsto que el nuevo rey visite Escocia y Gales para "mostrar que son una parte integral de su reino".

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·