Domingo 17/12/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Otras Casas Reales

Manuel Filiberto de Saboya lamenta públicamente la indemnización que pidió a Italia por el exilio de su familia en 1946

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El príncipe Manuel Filiberto de Saboya, hijo del Heredero al trono de Italia, ha pedido perdón por la indemnización económica de 260 millones de euros que su familia exigió al Estado italiano por los daños morales sufridos al haber sido enviados al exilio durante 56 años. "La petición de resarcimiento de los daños al Estado italiano ha sido una tontería. Pido perdón", dice el príncipe Saboya en una entrevista que publica hoy la revista "Grazia" y que fue adelantada ayer por algunos medios de comunicación locales.

 

FOTOGRAFÍA: Manuel Filiberto de Saboya (izquierda) y su padre Víctor Manuel.

El príncipe Manuel Filiberto de Saboya, hijo del Heredero al trono de Italia, ha pedido perdón por la indemnización económica de 260 millones de euros que su familia exigió al Estado italiano por los daños morales sufridos al haber sido enviados al exilio durante 56 años. "La petición de resarcimiento de los daños al Estado italiano ha sido una tontería. Pido perdón", dice el príncipe Saboya en una entrevista que publica hoy la revista "Grazia" y que fue adelantada ayer por algunos medios de comunicación locales. En su entrevista al semanario rosa, Manuel Filiberto se muestra "orgulloso" de su vida, aunque asegura que, si pudiera, se echaría atrás en su decisión de pedir a Italia un resarcimiento económico por los 56 años que los Saboya vivieron en el exilio desde que en 1946 María José y Humberto II, sus abuelos, abandonaron el país. Actualmente, el príncipe Saboya acapara gran parte de los comentarios de la prensa rosa italiana por su participación en la versión italiana del programa "Mira quien baila". "Quiero que se sepa quién soy. He aceptado participar en "Ballando" para darme a conocer a los italianos. Quiero demostrar que sé empezar desde cero", comenta. En esta misma entrevista, Manuel Filiberto declara que estará orgulloso "cuando tenga 80 años, cuando pueda mirar a mis hijas, a mis nietos, quizá, junto a mi mujer". Y es que los rumores de crisis con su esposa, la actriz francesa Clotilde Courau, planean sobre el matrimonio del príncipe Saboya, quien admite que en su pareja no todo han sido buenos momentos.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·