Lunes 11/12/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

España

Los príncipes de Asturias reconocen que es un “martirio” acudir a actos en la calle

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Don Felipe y doña Letizia se sienten especialmente contentos en los actos a los que acuden en la calle y son demandados por el público presente. Estas situaciones, en opinión de los príncipes, son cada vez menos frecuentes, de ahí que en algunas ocasiones, como las del aniversario de La Razón, destaquen su gratitud con los organizadores.


Los príncipes Felipe y Letizia, durante uno de sus actos. Los príncipes Felipe y Letizia, durante uno de sus actos.

En algunos de los últimos compromisos oficiales en los que han participado don Felipe y doña Letizia, y que tienen lugar en la calle, los príncipes han sufrido algunos 'desaires' por parte de ciudadanos: silbidos, gritos, abucheos...

Una actitud que provoca cierta desazón en los príncipes. Según ha podido saber Monarquía Confidencial de fuentes cercanas a la pareja, don Felipe y doña Letizia reconocen sentirse presionados cuando tienen que asistir a actos en los que mantienen contacto con los ciudadanos.

Tal es la situación de incomodidad, que don Felipe ha calificado a personas de su entorno más cercano como un “martirio” su presencia en este tipo de compromisos oficiales.

El príncipe reconoce, además, que, en los últimos meses, son contadas las ocasiones en las reciben una buena acogida por parte de los ciudadanos y que las veces que esto ocurre son consideradas por don Felipe y doña Letizia como un motivo de alegría.

La última de ellas ocurrió esta misma semana, durante la celebración del XV aniversario del diario La Razón. Los príncipes participaron en este acto conmemorativo, departiendo con los invitados y trabajadores del periódico que asistieron al encuentro.

En esta ocasión, don Felipe y doña Letizia fueron ovacionados por una multitud de madrileños que se agolparon en las inmediaciones de la sede del diario, los cuales se mostraron encantados con la presencia de los príncipes en el acto.

Según ha podido saber MC, estos españoles que sí les aclaman son lo que don Felipe denomina a su entorno como “las multitudes amables”. Además, el príncipe reconoce que esta “España simpática” es con la que, tanto él como su esposa, se sienten verdaderamente cómodos cuando acuden a actos públicos.


·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·