Lunes 23/10/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

España

El rey se ha planteado hacer público su sueldo y el de su hijo el príncipe, y pedirá que un organismo externo audite las cuentas de la Casa Real

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Don Juan Carlos se ha planteado hacer público el sueldo que le corresponde a él, y también el de su hijo, el príncipe Felipe, según ha sabido Monarquía Confidencial de fuentes próximas a La Zarzuela. Ambos sueldos proceden de la asignación que cada año las Cortes destinan al presupuesto de la Casa del Rey, que este año 2010 quedó fijado en 8,9 millones de euros.

 

FOTOGRAFÍA: IPAPRESS

Sería la primera vez que esa información concreta se difunde, si bien los datos no son secretos porque ambos cotizan a la Seguridad Social y hacen todos los años declaración del Renta, en la que especifican sus ingresos.

El rey y el heredero son los dos únicos miembros de la Familia Real que tienen una remuneración mensual fijada, y la cantidad concreta del sueldo la decide libremente el monarca. Igualmente, de esos 8,9 millones de euros, don Juan Carlos determina el dinero que en concepto de “representación” se entrega a la princesa de Asturias y a las infantas Elena y Cristina cuando presiden un acto oficial en solitario. Igualmente, con ese dinero se costea el mantenimiento de los edificios del complejo de La Zarzuela, así como las cenas de Estado que se ofrecen en el Palacio Real o en El Pardo.

En la misma línea de propiciar la máxima transparencia en los asuntos económicos de la Corona, don Juan Carlos ha trasladado al Gobierno su deseo de que en los próximos meses se estudie una norma que determine qué organismo externo puede encargarse de auditar las cuentas de la Casa del Rey. De esta forma, se podría certificar la labor del interventor de La Zarzuela, Óscar Moreno Gil, experto en derecho administrativo, y acreditar el correcto uso de los fondos que cada año se asignan a la Jefatura del Estado.

El Tribunal de Cuentas controla por mandato legal solamente al Ejecutivo y al Legislativo, pero no a otros órganos institucionales como el Tribunal Constitucional, el Tribunal Supremo o el Consejo de Estado. El deseo de La Zarzuela es que la iniciativa de auditar las cuentas de la Casa se haga de la mano de estas instituciones exentas del control del Tribunal de Cuentas.

Según las fuentes próximas a La Zarzuela consultadas por Monarquía Confidencial, esta iniciativa profundiza, que está todavía en fase de propuesta y estudio, profundiza en la voluntad máxima claridad por parte de la Casa del Rey, y que se ha ido concretando en su día con el nombramiento del interventor. Moreno Gil interviene cada gasto, justifica y controla, se asegura de los gastos son realizados y que van al destino prefijado, etc.

Cuando esa intervención externa se produzca, los datos que se darán, como ocurre con el resto de administraciones, corresponderán a las grandes partidas, sin especificar el detalle concreto de cada gasto.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·