Viernes 24/11/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

España

Se conocen al menos desde una visita de Estado a España en 2014

Los gestos de confianza de la reina con la primera dama de México

Doña Letizia saludó muy efusivamente a Angélica Rivera y también al presidente Enrique Peña Nieto

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Durante su viaje a México para asistir a un encuentro mundial de lucha contra el cáncer, la reina fue recibida en su residencia por el presidente del país. Enrique Peña Nieto recibió con mucho cariño a doña Letizia, que también se mostró muy cercana con la esposa del presidente, Angélica Rivera.

La reina Letizia saluda a la primera dama de México. La reina Letizia saluda a la primera dama de México.

La esposa de Felipe VI tenía programados tres actos en su viaje de dos días a México: visitaría la Cruz Roja Mexicana, cenaría con otros asistentes a la “Official World Cancer Leaders’s Summit” y al día siguiente, martes, intervendría en este simposio sobre la enfermedad.

Sin embargo, la agenda difundida por la Casa del Rey hace unos días se amplió con un encuentro de la reina con Enrique Peña Nieto, presidente de México, que quiso recibir en su residencia Los Pinos a la consorte del rey de España.

Desde la época de Juan Carlos I y también con las Cumbres Iberoamericanas, la relación del rey de España con los distintos presidentes mexicanos ha sido muy estrecha. Y actualmente también es así entre Felipe VI y Enrique Peña Nieto: don Felipe estuvo en su toma de posesión en 2012, y ambos, que edades parecidas, muestran una gran sintonía en los numerosos encuentros que han tenido en estos años.

La reina, muy cariñosa

Esta sintonía se da también con sus respectivas esposas. Doña Letizia y Angélica Rivera se conocen al menos desde una visita de Estado que el presidente de México y la primera dama realizaron a España en junio de 2014, justo en el intervalo entre el anuncio de la abdicación de Juan Carlos I y la proclamación de Felipe VI.

Este lunes 13 de noviembre esta relación cercana entre doña Letizia y la esposa de Peña Nieto -que también son de la misma generación- se vio en gestos concretos del encuentro que mantuvieron en la residencia presidencial.

Cuando se encontraron la reina y la pareja presidencial, los tres se saltaron todo protocolo para saludarse con efusividad. De hecho fue Angélica Rivera quien se adelantó y, antes que su marido, se acercó a dar la bienvenida a doña Letizia. Se intercambiaron dos besos, pero con más contacto del que suele haber en los saludos rígidos entre este tipo de personalidades: la reina, poniendo su mano en la espalda de la primera dama, y ésta agarrando a doña Letizia del hombro.

También con Peña Nieto la reina se mostró muy cercana, si bien no tanto como con su esposa, aunque se mantuvieron unos segundos cogidos de los brazos mientras charlaban. En varios momentos doña Letizia volvió a poner su mano en la espalda de Angélica Rivera mientras hablaban y se dirigían a sentarse.

Al despedirse, de nuevo la reina y la primera dama intercambiaron dos besos cogidas de los brazos y la espalda, lo que muestra que la confianza va más allá de la relación entre consortes de los jefes de Estado de España y México.


·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·