Viernes 22/06/2018. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

España

Valoran muy positivamente su postura en esta crisis

“El discurso del rey fue decisivo para frenar el golpe en Cataluña”: la conclusión de los antiindependentistas

Dirigentes políticos y líderes de asociaciones contrarias la secesión hacen balance de estos meses y destacan que el mensaje de Felipe VI dos días después del referéndum activó al Gobierno y movilizó a los ciudadanos

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

“Desde hace ya tiempo, determinadas autoridades de Cataluña, de una manera reiterada, consciente y deliberada, han venido incumpliendo la Constitución y su Estatuto de Autonomía...”: el mensaje de seis minutos y medio que pronunció el 3 de octubre de 2017 fue el momento más comprometido de Felipe VI en lo que lleva de reinado, pero le ha servido para ser reconocido por los catalanes no independentistas.

Felipe VI, en su discurso frente al independentismo catalán. Felipe VI, en su discurso frente al independentismo catalán.

A las 21:00 del martes 3 de octubre Felipe VI rompió el silencio que muchos ciudadanos denunciaban ante la grave crisis que se estaba produciendo en Cataluña, con el referéndum ilegal celebrado el domingo 1 y la huelga general celebrada ese mismo día.

El rey se pronunció claramente contra el desafío secesionista tras contactar con líderes políticos, juristas, personalidades europeas... Uno de sus mensajes principales del discurso fue el dirigido a los catalanes que veían con “con mucha preocupación y gran inquietud” la deriva independentista: “Les digo que no están solos, ni lo estarán; que tienen todo el apoyo y la solidaridad del resto de los españoles, y la garantía absoluta de nuestro Estado de Derecho en la defensa de su libertad y de sus derechos”.

Cuatro meses después de ese discurso, Monarquía Confidencial ha podido constatar la importancia que le dan a las palabras de Felipe VI diferentes personas destacadas de los partidos políticos y de las asociaciones contrarias a la independencia de Cataluña.

Balance del papel del rey

En las últimas semanas, diputados catalanes no independentistas y líderes del movimiento ciudadanos antinacionalista han destacado este discurso al hacer balance de los últimos meses en Cataluña, y de cómo se frustraron los planes de la Generalitat.

Diferentes personas, y en eventos diversos, han señalado ese vídeo de Felipe VI en su despacho de Zarzuela dirigido a todos los españoles como la clave que le dio la vuelta por completo a la situación.

“El discurso del rey fue decisivo para frenar el golpe independentista”, es la conclusión a la que han llegado políticos y activistas favorables de la permanencia de Cataluña como parte de España. Han llegado a ella tras analizar el curso de los acontecimientos de esas agitadas semanas de septiembre y octubre de 2017.

Activó la respuesta del Estado

Y es que hasta la alocución del rey a las nueve de la noche de ese 3 de octubre, la iniciativa la habían llevado los independentistas que estaban tratando de forzar la legalidad.

Acababa de celebrarse el referéndum y la imagen del Gobierno de España había quedado maltrecha: no había conseguido abortar la organización del plebiscito, ya que los puntos de votación abrieron con urnas y papeletas, y encima recibió numerosas críticas por las escenas de violencia entre antidisturbios de la Policía Nacional y la Guardia Civil y los activistas independentistas que se atrincheraron en los colegios.

Ahora personalidades destacadas entre los contrarios a la independencia señalan que el discurso del rey dio un giro completo. Por un lado, “activó al Estado”: el Gobierno de España, la fiscalía, los jueces comenzaron a tomar medidas para poner coto al plan de los independentistas de conseguir sustituir al Estado en Cataluña. Sobre todo, después de unos días de cierta paralización y “shock”.

Sacó a la calle a los catalanes no independentistas

Por otro lado, coinciden en reconocer que Felipe VI con su mensaje por televisión fue el revulsivo que movilizó a cientos de miles de catalanes no independentistas para salir a las calles a mostrar su oposición a la secesión.

De hecho, MC ha podido saber que antes del discurso de don Felipe el 3-O, Societat Civil Catalana no tenía claro si era conveniente organizar una manifestación. Pero las palabras del rey convencieron de ello a los responsables de la asociación: la convocaron para el domingo 8 de octubre en Barcelona y consiguieron reunir a cientos de miles de personas en la que hasta el momento era la mayor concentración antiindependentista de Cataluña.

En general, consideran que el jefe del Estado provocó una reacción positiva de los catalanes contrarios a la secesión, que decidieron movilizarse, y también en el resto de España. De ahí que los citados dirigentes políticos y sociales antiindependentistas valoren tan bien, y como decisivo, el papel de Felipe VI en esta crisis en Cataluña.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·