Lunes 23/10/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

España

Don Juan Carlos ha decidido tener un veraneo muy corto: para “no dar imagen de vacaciones”, pidió una agenda llena de actos en Palma

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Mañana, miércoles, don Juan Carlos retomará la actividad oficial, con el regreso al Palacio de La Zarzuela desde Palma, tras una mínima estancia en Mallorca. El rey ha querido, y esas han sido sus instrucciones, unas vacaciones de verano muy cortas, dada la coyuntura difícil que vive España.

El miércoles, el rey pondrá fin a su estancia en Mallorca, si bien, en el caso de la reina, doña Sofía prolongará la presencia en Marivent hasta final de mes.

Según fuentes de La Zarzuela consultadas por El Confidencial Digital, incluso la permanencia en Palma ha tenido para don Juan Carlos un perfil de trabajo. El rey pidió a su equipo que le organizaran “muchas actividades oficiales”, como así ha ocurrido: ha atendido numerosas audiencias y visitas.

Fotos con Nadal

El viernes por la noche, el monarca celebró una cena con el tenista balear Rafael Nadal, y él mismo autorizó que se tomaran fotografías de esa reunión. El sábado, don Juan Carlos acudió a El Puerto de Santa María, para asistir a la corrida de toros con motivo del segundo centenario de la Constitución de Cádiz.

Ahora, tras dos días de descanso por su parte, don Juan Carlos retorna a su despacho en el Palacio de La Zarzuela.

Una vez en Madrid, y tras unos días de descanso, a mediados de la semana próxima, en torno al día 20 de agosto, el rey volverá a tener agenda oficial, poniendo así fin a unas vacaciones muy cortas “porque el rey así lo ha decidido”, añaden las fuentes consultadas.

No dar imagen de vacaciones

Las indicaciones de don Juan Carlos al equipo de la Casa del Rey han sido este año “no dar imagen de vacaciones”, teniendo también en cuenta la difícil situación del país y de tantos españoles, y que el propio presidente del Gobierno ha limitado su descanso.

Las fuentes de La Zarzuela reconocen que las de este año han sido para la Familia Real unas vacaciones atípicas, pero explican también que se han terminado las costumbres de años anteriores, cuando se producía un largo periodo de descanso de toda la Familia Real en Palma.

Doña Letizia y la infanta Elena

El nuevo perfil del veraneo de la Familia Real se articula ahora mediante estancias cortas en Palma de sus distintos integrantes, como ya ha ocurrido este año con los reyes, los príncipes y la infanta Elena, incluso no coincidiendo.

Sobre la marcha de la infanta Elena de la isla y la llegada de la princesa Leticia ese mismo día, no se produjo el desencuentro que algunos medios han publicado, ya que ambas coincidieron más de dos horas en Son Vent, y hasta almorzaron juntas. Las fuentes consultadas añaden que, aunque son muy distintas, las relaciones son normales y no existen distancias entre ambas.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·