Sábado 21/10/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

España

La Casa Real no informa sobre si se han tomado medidas para evitar ‘engaños’ como la broma telefónica al Rey

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

@font-face {"Cambria"; }p.MsoNormal, li.MsoNormal, div.MsoNormal { margin: 0cm 0cm 10pt; font-size: 12pt;"Times New Roman"; }div.Section1 { page: Section1; } La broma telefónica que el pasado 5 de enero le hizo un locutor de Catalunya Ràdio a don Juan Carlos ha provocado que se ponga en entredicho el control que la Zarzuela establece en las llamadas dirigidas al monarca. No obstante, la Casa Real no informa sobre si tomará medidas para evitar sucesos similares.

@font-face {"Cambria"; }p.MsoNormal, li.MsoNormal, div.MsoNormal { margin: 0cm 0cm 10pt; font-size: 12pt;"Times New Roman"; }div.Section1 { page: Section1; } Monarquía Confidencial ha podido saber que la Zarzuela no ha anunciado aún si reforzarán los controles para garantizar que ninguna de las llamadas procedentes de un teléfono oculto recibidas en centralita puedan superar los filtros internos establecidos.

La broma, considerada de hecho muy grave por la Zarzuela, fue realizada por un colaborador del programa ‘Tot es molt confús’, de la emisora pública Catalunya Ràdio, quien llamó a la Casa Real el día del cumpleaños del Rey presentándose como el ‘secretario del señor Mas en Cataluña’, que fue interpretado como Artur Mas, nuevo presidente de la Generalitat, y no por Pere Mas, presentador del espacio radiofónico.

Esta confusión provocó que la llamada fuese atendida por don Juan Carlos, que saluda a su interlocutor con un “Hola president”.

Es entonces cuando el periodista, Ricardo Ustrell, se apresura a explicar al monarca que se ha producido una confusión con la coincidencia de apellido de los dos ‘Mas’, y aclara que le llaman desde un programa de la radio catalana para felicitarle por su cumpleaños.

Tras un breve silencio, el Rey reacciona amable y agradece la llamada del periodista despidiéndose con “un fuerte abrazo”.

Aunque la cadena decidió no emitir la conversación al no contar con la autorización de la Zarzuela, finalmente se filtró en la página Youtube.com.

Además de exigir su retirada de la red, la Casa Real aseguró hace unos días que el hecho no se produjo por un fallo, sino debido a un ‘engaño’. Ya que, como es costumbre, pidió al periodista un número de teléfono con el fin de que el Rey devolviese la llamada.

Sin embargo, la insistencia por parte del locutor en contactar con don Juan Carlos hizo llegar la llamada hasta la secretaria particular de éste, que fue la encargada de redirigirla finalmente.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·