Sábado 16/12/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

España

Lo adquirió por 200.000 euros

Argüelles Cars S.L. vende el Ferrari de Juan Carlos I que compró en julio

El concesionario ha llegado a un acuerdo con uno de sus clientes para intercambiarlo por otro coche de alta gama y de valor similar

El concesionario ha llegado a un acuerdo con uno de sus clientes para intercambiarlo por otro coche de alta gama y de valor similar, aunque todavía falta la firma

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El concesionario Argüelles Cars S.L. ha vendido el Ferrari de Juan Carlos I que adquirió el pasado mes de julio por 200.000 euros a uno de sus clientes y a cambio de otro coche de alta gama y de valor similar. El acuerdo está cerrado, aunque la venta no se ha hecho aún efectiva.

Ferraris del rey, en el Parque Móvil del Estado. Ferraris del rey, en el Parque Móvil del Estado.

A falta únicamente de la firma, el Ferrari de color negro que perteneció al rey emérito Juan Carlos I ha sido vendido a un coleccionista de coches de lujo. El concesionario Argüelles Cars S.L., que lo adquirió el pasado mes de julio como ya contó Monarquía Confidencial, lo ha intercambiado por otro coche de alta gama y de valor similar.

Argüelles Cars S.L., concesionario de automóviles situado en la calle Galileo de Madrid, ganó hace tres meses la subasta del Estado por el vehículo, pagando por él 201.555 euros. Su idea inicial era venderlo por 300.000, pero finalmente se han decantado por un intercambio por otro coche de uno de sus clientes.

El Ferrari fue un regalo que le hizo el emir de Dubái al rey Juan Carlos I durante un viaje que hizo el entonces monarca en ejercicio a ese país del Golfo Pérsico para presenciar un Gran Premio de Fórmula 1. Además, le obsequió con otro Ferrari de color gris que fue adquirido posteriormente por un particular, Álvaro Alonso Sánchez, a cambio de 242.287 euros.

Durante años, los dos coches deportivos estuvieron guardados en las cocheras del Palacio de la Zarzuela, hasta que don Juan Carlos decidió cederlos a Patrimonio Nacional para subastarlos. El Ferrari negro estaba hasta hace unos días en el Parque Móvil del Estado.

El concesionario Argüelles Cars S.L. lo reclamó para exponerlo y ya ha encontrado un comprador, con el que ha llegado a un acuerdo que se hará efectivo con la firma. El cliente se había encaprichado por el vehículo del rey emérito y finalmente lo ha adquirido a cambio de otro coche de alta gama.

Además, Argüelles Cars S.L. pagó al Estado para traer el Ferrari y llevarlo a hacerle una revisión, ponerle neumáticos nuevos, cambiarle los filtros,  el aceite, el agua del radiador y el líquido anticongelante, ya que llevaba mucho tiempo sin utilizarse. Así, su nuevo propietario podrá tenerlo a su disposición cuanto antes.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·