Domingo 17/12/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Bélgica

El rey emérito Alberto cobrará 16.000 euros más

La casa real belga recibirá más presupuesto en 2017 pero su coste total será menor

Por la inflación sube la partida directa a 11,7 millones, pero bajan los gastos en traslados en avión y en los militares que presentan servicio en el palacio

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La casa real de Bélgica le costará en 2017 a los ciudadanos de ese país algo menos que en este 2016. El gasto público total dedicado a la corona se reduce en los presupuestos para el año que viene, pese a que la partida que se entrega directamente al rey para que la administre aumenta en casi 200.000 euros.

Los reyes Felipe y Matilde de Bélgica, con sus hijos. Los reyes Felipe y Matilde de Bélgica, con sus hijos.

La Cámara de Representantes federal de Bélgica ha hecho público en su página web el proyecto de presupuestos generales para 2017. En el texto se incluyen y detallan los gastos que implica el mantenimiento de la monarquía.

Por un lado, al rey se le asigna lo que se llama la “lista civil”, que es una cantidad con la que se pagan los sueldos de los miembros de la familia real, de los empleados y funcionarios a su cargo, y todos los gastos corrientes de su actividad.

Para el año 2017, esa partida crece ligeramente, unos 193.000 euros hasta 11,786 millones de euros. El motivo es que por la inflación se revisan al alza ligeramente.

De esta forma, por ejemplo el rey emérito Alberto II verá cómo aumento su salario en 16.000 euros, hasta los 924.000 euros: una cifra que muchos en Bélgica consideran excesiva, pero que el monarca emérito se niega a rebajar.

Dos hermanos del rey Felipe, Astrid y Laurent, cobrarán algo más que el año pasado (entre 5.000 y 3.000 euros), hasta los 321.000 y 308.000 euros respectivamente.

Pese a ello, el coste global de la casa real bajará en 2017 respecto al año actual. Y es que esta “lista civil” no incluye otros gastos, como los de seguridad.

En total, las arcas públicas de Bélgica dedicarán 35,6 millones de euros a la monarquía, lo que supone un 1% o 367.000 euros menos. Este ahorro proviene principalmente de la reducción del gasto en aviones militares, que son los que trasladan al rey Felipe en sus viajes oficiales.

Además, también se prevé una bajada en el gasto tanto en militares del ejército como en agentes de la policía federal que estarán destinados a proteger a la familia real y a vigilar sus palacios y edificios.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·