Viernes 18/08/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Tribuna Libre

Los Príncipes Herederos de Brunei son padres por segunda vez

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Por segunda vez, la joven princesa heredera Sarah de Brunei (de 23 años) ha sido madre, esta vez de una niña. El alumbramiento tuvo lugar el pasado domingo 2 de enero a las 10.47 de la noche en Brunei Darussalam, la capital del sultanato que rige desde 1967 el sultán Haji Hassanal Bolkiah, abuelo de la princesita recién nacida.

El nacimiento de esta segunda hija del Príncipe Heredero Al-Muhtadeeh fue celebrado oficialmente por la suntuosa Corte del sultanato lanzando una salva de 19 cañonazos en los campos que rodean el Palacio Istana Nurul Islam, que anunciaron al pueblo el nacimiento de la nueva nieta del sultán. Los príncipes ya tienen un hijo varón, que será en su día soberano del pequeño sultanato.

Una semana más tarde, el viernes 7, y como es tradición en la casa real de Brunei, el sultán Hassanal eligió personalmente el nombre de su nieta, concediéndole el extenso título de “Yang Teramat Mulia Pengiran Anak Muneerah Madhul Bolkiah Binti Duli Yang Teramat Mulia Paduka Seri Pengiran Muda Mahkota Pengiran Muda Haji Al-Muhtadee Billah”. La niña, sin embargo, será conocida más simplemente como Muneerah, nombre que significa “Fuente de Luz”.

El príncipe heredero del sultanato, Al-Muhtadee, que será el 30º sultán de una línea dinástica que se remonta al siglo XIV, contrajo matrimonio el septiembre de 2004 con la joven Sarah Salleh, en la que se ha llegado considerar “la boda del siglo” entre las monarquías del Continente Asiático. Las suntuosísimas ceremonias, que costaron unos 5 millones de dólares, fueron celebradas ante miles de invitados en la capital del reino.

Tras una serie de extensas y lujosísimas ceremonias religiosas, tuvo lugar el “Bersanding”, la ceremonia cúlmine, en la que el príncipe, portando una corona de oro y una daga, se unió finalmente a la jovencita de 17 años, vestida con un espectacular vestido bordado azul y un velo del mismo color, y un ramo de oro macizo con diamantes. La pareja tuvo un hijo, el Príncipe Abdul Mutaqim, en el año 2007, y se prepara para heredera algún día uno de los tronos más ricos y lujosos del mundo.

De hecho, la fortuna del sultán, estimada por la revista Forbes en 20.000 millones de dólares, se encuentra entre las más cuantiosas del mundo, hasta el punto de haber llegado a ser la persona con más dinero del planeta; hoy es el monarca más rico, superando 36 veces a la Reina de Inglaterra, Isabel II. El sultán Hassanal es célebre por su lujoso estilo de vida. Paga millonarios sueldos a sus asesores y cercanos, y entre sus numerosas posesiones se encuentra el Hotel Palace de Nueva York. Su palacio, más grande que el Vaticano, tiene bóvedas de oro, 1.888 habitaciones, 290 baños y una sala de banquetes con capacidad para unas 5.000 personas. Además posee alrededor de 5.000 automóviles deportivos, 6 aeroplanos, dos helicópteros y un Boeing 747.

Darío Silva-D’Andrea

·Publicidad·
“Somos
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·