Martes 06/12/2016. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Reino Unido

Isabel II visita las oficinas de Google en Londres y demuestra sus habilidades delante del teclado... con un par de largos guantes negros

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Duque de Edimburgo, que había acompañado a la soberana, registró un fallo en el potente motor del Google Earth. Preguntó si podían enseñarle su oficina y el programa sólo le mostró los alrededores porque la imagen fue tomada antes de que se construyera. La reina de Inglaterra, de 82 años, mantiene conversaciones con sus nietos a través del correo electrónico, e incluso posee un canal propio en YouTube que recibe más de 1,6 millones de visitas diarias -es el número 19 más visto en el portal de vídeos "online". 

Todo estaba preparado este jueves en las oficinas londinenses de Google para recibir a la reina Isabel II de Inglaterra. Los empleados se habían estudiado sus presentaciones a pies juntillas y el edificio estaba reluciente. Sólo había una cosa con la que no habían contado: el príncipe Felipe de Grecia y Dinamarca, duque de Edimburgo.

Tiene 87 años, una edad en la que podría pensarse que sólo conoce los "gadgets" que le muestran sus nietos, pero Felipe siempre ha estado atento al mundo de la tecnología, y así lo demostró a este jueves en Google al formular inteligentes y complejas preguntas. Y es que a él no le bastaba con ver una fotografía en el Google Earth del Palacio de Buckingham. Curioso como un niño, casi altanero, preguntó socarrón si podían enseñarle una instantánea de su oficina. Acto seguido, el motor del potente programa saltó de la residencia real y... Ahí no llegaba Google. Sí, la calle era la misma y las casas que rodeaban su oficina también. Pero ésta, como tal, no estaba. Ante semejante fallo, la presidenta europea de Google tuvo que salir a la palestra y decir que "la fotografía fue tomada antes de que la arquitectura se construyese".

El príncipe Felipe es consciente de su deber de mantenerse en un segundo plano. Tras su "victoria" sobre el buscador más famoso del mundo, el duque de Edimburgo dejó que el protagonismo recayera sobre Isabel II. Y es que la soberana de Reino Unido es una mujer totalmente atípica para su edad, 82 años. Mantiene conversaciones con sus nietos a través del correo electrónico, e incluso posee un canal propio en YouTube que recibe más de 1,6 millones de visitas diarias -es el número 19 más visto en el portal de vídeos "online".

A pesar de acercarse demasiado a la pantalla del ordenador y no hallar a la primera el botón de descarga, la Reina no parece tener ningún problema con los avances de la modernidad. Eso sí. Según advirtieron en Google, quizá sea una de las pocas -si no la única- internauta que navegue utilizando un par de largos guantes negros.

Los empleados del popular buscador no se lo creían: "Nunca pensamos que de quedar en cafeterías y colgar en Internet las imágenes de nuestras cámaras digitales acabaríamos enseñándo cómo hacer lo mismo a la Reina", dijeron. Para paliar la sensación de sorpresa era necesario obsequiar con algo a la gobernante: un "Google doodle", una de esas imágenes personalizadas que modifican el ya de por sí conocido logo del buscador y que aparece en la página de inicio en determinadas fechas. A partir de ahora, Isabel II comparte este privilegio con nombres como Leonardo Da Vinci, Albert Einstein o la compañía juguetera Lego.