Lunes 05/12/2016. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Bélgica

Alberto II vive el "Día del Rey" en medio de una disputa sobre las asignaciones económicas que recibe la Casa Real

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La asignación a la Familia Real belga aumentará un 6% durante 2009, el doble que los salarios de los trabajadores, hasta alcanzar los 13,85 millones de euros, según publicó ayer el diario flamenco "Het Laatse Nieuws". Durante 2008, la dotación de la Casa Real subió un 5,3%, mientras que los trabajadores recibieron un incremento del 3,24%. La llamada "lista civil" incluye, entre otras, dotaciones para el Monarca -10 millones de euros-, un millón para el príncipe Felipe, heredero al trono, y 1,594 millones para la reina Fabiola, viuda del rey Balduino. Tras la publicación de las cifras, el partido nacionalista flamenco NV/A pidió que haya más transparencia en las asignaciones.

La Casa Real de Bélgica celebró ayer el llamado "Día del Rey" en medio de una serie de disputas causadas por el aumento de la dotación económica que recibe, que ha sido superior al de los salarios de los ciudadanos en estos momentos de crisis. La asignación a la Familia Real belga aumentará un 6% durante 2009, el doble que los salarios de los trabajadores, hasta alcanzar los 13,85 millones de euros, según publicó ayer el diario flamenco "Het Laatse Nieuws". Durante 2008, la dotación de la Casa Real subió un 5,3%, mientras que los trabajadores recibieron un incremento del 3,24%. La diferencia se debe a que el aumento de la asignación al rey Alberto II y sus familiares se calcula en función del incremento de la inflación, mientras que los salarios de los demás belgas suben en función del índice de precios del sector salud. La llamada "lista civil" incluye dotaciones para el Monarca -10 millones de euros-, un millón para el príncipe Felipe, heredero al trono, y 1,594 millones para la reina Fabiola, viuda del rey Balduino, fallecido hace 15 años. También hay asignaciones de menor cuantía para la princesa Matilde y el príncipe Laurent, los hijos menores de los reyes Alberto y Paola. Tras la publicación de las cifras, el partido nacionalista flamenco NV/A pidió que haya más transparencia en la forma en que se asignan las cantidades. El presidente del grupo NV/A en la Cámara de Diputados, Jan Jambon, pidió que la dotación se limite al soberano, al viudo o viuda del anterior soberano, y al heredero al trono. Según estos deseos, las cantidades irían limitadas de acuerdo con los salarios del Gobierno: el Rey cobraría como el primer ministro, el príncipe heredero como un ministro y la viuda/viudo de un soberano recibiría el 60% del salario de un ministro. Además, las asignaciones serían imponibles fiscalmente.